¿Cómo se transmite, cuáles son los síntomas?

Las autoridades sanitarias francesas han identificado, hasta el 9 de junio, 91 casos confirmados de viruela del simio en suelo francés.. Los 85 casos bajo investigación sanitaria se referían a hombres de entre 20 y 63 años.

A nivel mundial, la Organización Mundial de la Salud (OMS), al 4 de junio, había registrado 780 casos en veintisiete países. El reciente aumento observado no tiene precedentes en la historia de esta enfermedad tropical y suele estar confinado a ciertas regiones del continente africano.

Lea la publicación del blog: ‘Monkeypox’: Lo que sabemos de los primeros casos en Francia, Estados Unidos, Reino Unido, Portugal, Italia y Australia

¿Qué es la viruela del mono?

viruela del simio (viruela del simioEs una enfermedad infectocontagiosa causada por un virus del género orthopoxvirus, perteneciente a la familia de las vacunas o viruela humana (la Organización Mundial de la Salud la declaró erradicada en 1980 tras una campaña de vacunación masiva). Este virus se propaga entre unas dos docenas de especies animales, incluidos algunos primates y roedores, y se ha transmitido ocasionalmente a humanos desde 1970.

La enfermedad se llama «viruela del mono» porque fue descubierta en 1958 en Dinamarca en macacos cangrejeros de Singapur y sus síntomas son muy similares a la viruela humana. Sin embargo, es menos letal, contagioso y letal que estos.

La viruela del mono es endémica de dos regiones tropicales del África subsahariana, es decir, se distribuye de forma más o menos permanente en estas dos regiones:

  • la cuenca del Congo, particularmente en la República Democrática del Congo;
  • África occidental, principalmente en Nigeria.

A diferencia de los virus de ARN como el SARS-CoV-2, el virus de la viruela del mono es ADN de doble cadena, lo que significa que se replica cuando ingresa al núcleo de las células infectadas. Es muy grande, de forma ovalada y protegido por dos membranas. Su genoma también es bastante largo, lo que complica los análisis genéticos.

Los virus de ADN mutan menos que los virus de ARN. Sin embargo, se encuentran dos especies diferentes (o «clados») en las áreas donde son naturalmente comunes: el clado de África occidental y el clado de la cuenca del Congo.

Comparación de los genomas de estas dos especies Realizado en 2005 por el equipo norteamericano Llegué a la conclusión de que había una diferencia de alrededor del 0,55 %, que es suficiente para darles una ferocidad y una muerte diferentes.

¿Cuáles son los síntomas de la enfermedad de la viruela del simio?

Como todos los ortopoxvirus, el virus de la viruela símica causa enfermedad pustular. Después de un período de incubación de cinco a diez días durante el cual la persona infectada no es contagiosa, la enfermedad se manifiesta primero por fiebre alta, fatiga severa, dolor de cabeza y dolores corporales. La gran mayoría de las personas experimenta una inflamación visible de los ganglios linfáticos en ciertos lugares (debajo de la mandíbula, el cuello y la ingle).

READ  El consumo de edulcorantes aumenta el riesgo de cáncer

A los dos días entra en su fase «volcánica» e infecciosa con la aparición de lesiones en la piel, en forma de ampollas que tienen cuatro formas consecutivas:

  1. máculas planas y rojas (uno a dos días);
  2. pápulas duras y elevadas (uno o dos días);
  3. ampollas que contienen líquido claro (1 a 2 días);
  4. Ampollas, con líquido purulento (de cinco a siete días), que contienen gran cantidad de virus vivo, que puede provocar contaminación por contacto si las ampollas se rompen.

El número de ampollas varía según el individuo, pero todas se desarrollan al mismo tiempo durante un período de dos a cuatro semanas hasta que se secan, formando una costra, hasta que desaparecen por completo. Sin embargo, pueden dejar rastros visibles en la piel durante algún tiempo.

En África, estas ampollas se concentran en la cara y las extremidades (palmas de las manos, plantas de los pies y genitales) y en menor medida en el tronco. En Europa, las lesiones cutáneas se encuentran más comúnmente en las áreas genitales y alrededor del ano, sin extenderse a otras partes del cuerpo. Según informes presentados a la Organización Mundial de la Salud. Esto plantea un problema: los síntomas son menos evidentes y el diagnóstico más difícil. Este cuadro clínico fue confirmado por Benjamin Davido, infectólogo del Hospital Raymond Poincaré de Garches (Hauts de Seine), cuyo equipo pudo examinar recientemente dos casos franceses y no descarta que el virus que circula en Europa sea portador de mutaciones .

¿La viruela del simio es peligrosa?

Algunos casos pueden cursar con síntomas más graves, como infección de dermis y pulmones (neumonía), cerebro (encefalitis), córnea (con pérdida de visión) o, raramente, sepsis (disfunción orgánica secundaria a infecciones graves posteriores). En áreas endémicas, esta complicación afecta principalmente a personas vulnerables: niños pequeños, personas muy mayores, inmunocomprometidos o afectados por una enfermedad que comprime el sistema inmunitario (ciertos cánceres o enfermedades de la sangre, por ejemplo).

Sin embargo, hasta el 2 de junio, no se han registrado muertes relacionadas con la viruela del mono en América del Norte o Europa, según la Organización Mundial de la Salud. Muy pocos pacientes fueron hospitalizados, excepto aquellos que ingresaron por una infección secundaria o fueron colocados en confinamiento solitario. En Francia, de los 85 casos investigados, dos personas inmunodeprimidas fueron hospitalizadas pero ya no hospitalizadas, y ninguna murió. Sin embargo, dada la tasa de aumento de nuevos casos, «podría sucederpensamientos Davido. No creo que estemos tratando con una raza que no tiene ferocidad”..

En África, la tasa de mortalidad oscila entre el 3,6 % y el 10,6 %, según Una revisión publicada por un equipo de investigadores estadounidenses en febrero de 2022. Entre 1970 y 2019, la viruela del simio mató a 78 personas, incluidas 68 asociadas con la cuenca del río Congo. Desde principios de 2022, las autoridades sanitarias han registrado 66 muertes adicionales, de 1.408 casos (al 1 deEl junio), incluidas 58 muertes solo en la República Democrática del Congo.

READ  Las posibilidades de supervivencia después del cáncer generalmente mejoran

En Europa, la enfermedad nunca se propagó antes de 2018, por lo que actualmente no es posible conocer la verdadera tasa de mortalidad allí. Las diferencias en los sistemas de salud entre continentes podrían explicar las diferencias en la virulencia. L ‘Así lo señala la Organización Mundial de la Salud quien – cual‘Con el cuidado adecuado, la mayoría de los pacientes se recuperan’. Sin embargo, tomará algo de tiempo y análisis genómicos del virus para obtener más información.

Lea la decodificación: Este artículo está reservado para nuestros suscriptores. Viruela del mono: los países africanos piden acceso equitativo a la vacuna

¿Cómo se transmite la enfermedad?

La infección puede transmitirse de animales a humanos a través del contacto directo con la sangre, los fluidos corporales, las membranas mucosas o la piel de un animal infectado, o al comer carne poco cocida. También es posible la transmisión de persona a persona, pero los investigadores la observan menos. Está bien establecido que el patógeno se transmite por contacto con lesiones cutáneas o secreciones respiratorias (sprays emitidos al hablar), pero posiblemente después de una interacción cara a cara prolongada.

Los ortopoxvirus viven durante mucho tiempo fuera del cuerpo humano y pueden transmitirse a través de superficies. Por eso es peligroso comer o beber de los mismos platos, o dormir en la misma habitación que el paciente.

Según French Public Health, la mayoría de las personas infectadas con viruela del simio en Francia son hombres que tienen sexo con hombres, y para muchos, Múltiples parejas sexuales. Pero hasta el momento no hay evidencia de transmisión sexual de la infección. Es más probable que la contaminación se explique por el contacto cercano y prolongado que implica el contacto sexual. Sin embargo, se está trabajando para ver si el virus es capaz de adaptarse.

READ  La subalternativa BA.2 llega a Francia y "parece que se está haciendo cargo" - Liberation
Lea también: La propagación ‘incitada’ de la viruela del simio: los defectos de la teoría de la conspiración

¿La vacuna contra la viruela previene la enfermedad?

Los ortopoxvirus contienen proteínas de superficie y, por lo tanto, las «firmas» están muy cerca unas de otras. Son muy sensibles a los anticuerpos desarrollados contra otros virus de la misma familia; Se dice que genera inmunidad cruzada. Así, el virus puede combatirse con las vacunas existentes contra otros virus del mismo sexo.

La vacuna vaccinia, una enfermedad conocida como «viruela bovina», se usó en todo el mundo en las décadas de 1960 y 1970 para erradicar la viruela humana y tiene una eficacia del 85% para combatir las infecciones por el virus de la viruela del simio. En Francia, esta vacunación contra la viruela fue obligatoria hasta 1979, lo que significa que 34 millones de personas mayores de 43 años (es decir, la mitad de la población) están en principio bien protegidas contra la viruela del simio. “Incluso las personas que han sido vacunadas hace varias décadas mantienen niveles muy, muy altos de anticuerpos y la capacidad de neutralizar el virus”.confirma Luigi Ferrucci, director científico del Instituto Nacional sobre el Envejecimiento, en Baltimore, Maryland, en Los New York Times. obras Publicado en 2007 en Revista de medicina de Nueva Inglaterra mostró que la cantidad de anticuerpos contra la viruela disminuye muy lentamente. Este es un efecto protector. Se puede ver en los datos. En pacientes: Las personas no vacunadas representan entre el 79% y el 96% de los casos.

Por el momento, no hay planes para vacunar a toda o parte de la población con esta vacuna, ya que se reduce el número de casos y se reduce la tasa de infección. Sobre todo porque las existencias actuales son limitadas y no permiten una inmunización generalizada, el último caso de viruela humana data de 1977. Más bien, la estrategia actual es vacunar a los contactos de las personas infectadas, que son más susceptibles a la contaminación, según Dictamen de la Autoridad Suprema de Salud emitido el 20 de mayo.