Los Angeles Rams derrotaron a los San Francisco 49ers para jugar el Super Bowl

    Los Angeles Rams derrotaron a los San Francisco 49ers para jugar el Super Bowl

    Después de los Cincinnati Bengals (que ganaron el título AB de los Kansas City Chiefs 27-24), los Rams de Los Ángeles clasificaron a su vez para el Super Bowl. Noquearon a los San Francisco 49ers (20-17), el equipo sorpresa en los playoffs, que a su vez cayó de Dallas y Green Bay, pero también de su ira mascota. Los Rams se mantuvieron vigentes en seis derrotas consecutivas ante el ‘Fresco’.

    Pero Los Ángeles no podía, ni quería faltar, al encuentro del 13 de febrero. La franquicia californiana tiene realmente la ventaja de jugar en casa, para intentar conquistar un segundo título de Super Bowl en su historia (tras ganar en 2000, cuando el equipo estaba en St. Louis), y sobre todo el primero cuando tenía su sede en Los Ángeles. Ángeles.

    San Francisco avanzó en la segunda mitad

    Para ello, fue necesario romper el ímpetu masivo de los 49 jugadores, que se clasificaron en el último minuto para los partidos de play-off, tras un complicado inicio de temporada. San Francisco solo se rindió al final del juego y, como era de esperar, hizo miserable a su vecino de California. El mariscal de campo de los Rams, Matthew Stafford, fue interceptado en el primer cuarto. Pero los 49ers no aprovechan eso, y finalmente fue Los Ángeles el que abrió el marcador, con un touchdown de Copper Cup (7-0), el primer receptor de la temporada regular.

    Sin embargo, San Francisco no lo dejó pasar e inmediatamente interactuó con TD de Deebo Samuel, autor de carreras impresionante, después de ser atendido por Jimmy Garoppolo. Y en el descanso, los 49ers estaban arriba (10-7), habiendo marcado un gol de campo, mientras que los Rams fallaron un gol, un poco antes.

    dos tazas

    A la vuelta del vestuario, los jugadores dirigidos por Kyle Shanahan siguieron jugando con valentía su suerte y volvieron a ampliar la diferencia, tras un touchdown de George Keitel (17-7). Lo que deja otra sorpresa en los playoffs. Especialmente porque Los Ángeles estaba luchando. Stafford estuvo a punto de reconocer otra objeción.

    Pero el ex QB de Detroit, que llegó esta temporada a Los Ángeles, volvió a coincidir con Cooper Kupp en un segundo TD, y dos goles de campo de Matt Gay permitieron finalmente a los Rams volver a lo más alto (20-17). San Francisco, por su parte, empieza a desacelerarse. Garoppolo y compañía tenían derecho a un último intento, con 75 yardas con 1’45» por jugar.

    Una interceptación fatal de Garoppolo

    Sin embargo, el suspenso pronto se calmó. Luego de un pase fallado y muy corto, el mariscal de campo de los 49ers fue interceptado. El procedimiento concluyó con el resultado de la reunión. De vuelta a la ofensiva, los Rams hicieron girar el reloj, ya emocionados por jugar el Super Bowl.

    Será la primera vez para Matthew Stafford, quien nunca ha jugado roles importantes con Detroit, los receptores Odell Beckham Jr. (autor de su mejor juego de la temporada el domingo con 113 yardas) y Cooper Cobb. El primero llegó durante la temporada procedente de Cleveland, y el segundo se perdió la final que Los Ángeles perdió ante los New England Patriots (13-3), tres años antes, por lesión. El jefe de defensa de Los Ángeles, Aaron Donald, estuvo presente durante este Super Bowl.

    El 13 de febrero, él y sus coprotagonistas tendrán una sensación de venganza cuando se enfrenten a los Cincinnati Bengals y su crimen joven pero cambiante. Sobre el papel, la final ya promete. Dos semanas más de espera.