Mineros en México ‘no enfrentan mala situación’ bajo AMLO

Bajo la presidencia de Andrés Manuel López Obrador (AMLO), la nueva inversión en la minería de México pesa crecientes riesgos políticos y regulatorios.

Pero el impacto de las polémicas acciones tomadas por el gobierno del partido de izquierda Morena sobre los productores actuales sigue siendo moderado y las empresas pueden continuar realizando actividades de coordinación.

AMLO ha sido abiertamente crítico con la industria minera, acusando a las empresas de abandonar el camino de la destrucción ambiental y no beneficiar a las comunidades.

Su gestión ha inhabilitado nuevas concesiones mineras, impidiendo que las empresas amplíen sus investigaciones a nuevas áreas.

El proceso de obtención de permisos también se ha ralentizado ya que el Ministerio de Medio Ambiente señala planes para bloquear todos los nuevos proyectos de espacios abiertos.

Ha dado otro paso en la forma de una nueva ley que nacionaliza los recursos de litio del país, que fue rápidamente supervisada por el Congreso en abril.

La ley significa que las empresas ya no pueden recibir concesiones para inspeccionar o fabricar metal de batería, cuya explotación estará a cargo de una empresa de litio estatal planificada, aunque se pueden respetar las concesiones privadas existentes.

Estas medidas han convertido a México en un entorno desafiante para la inversión.

“No es atractivo para los recién llegados, especialmente para las empresas que no conocen el mercado mexicano. Con esta incertidumbre, [it] No atractivo”, dijo a BNamericas Alejandro Soto, codirector de la Oficina de Control de Riesgos de la Ciudad de México, con sede en Reino Unido.

«Pero para las empresas que ya están aquí, para las empresas que tienen los medios para notar la diferencia o evaluar cuál es el riesgo, y comparar la retórica del presidente con lo que está sucediendo sobre el terreno, esas empresas se están desempeñando mejor y siguen funcionando».

READ  Algunos alguaciles aéreos de EE. UU. planean rechazar el despliegue en la frontera entre EE. UU. y México

¿Mala situacion?

Y el impacto de unos tres años y medio con Morena no ha sido tan pronunciado como muchos esperaban.

A pesar de los llamados de algunos políticos de Morena para hacerlo, la administración no ha aumentado los impuestos ni las regalías en el sector.

El peor control de caídas es para el litio, un metal que actualmente no se produce en México.

«[Mining companies] No están tan cómodos como en administraciones anteriores, pero no enfrentaron una situación muy mala, sobre todo considerando la retórica del presidente”, dijo Choto.

«Debido a que el presidente dice que está en contra de la minería, cuando asumió por primera vez había algunos temores de que hubiera diferentes tipos de acciones contra el sector», agregó.

“Es cierto que aún no se han hecho concesiones, de lo contrario se seguirá con la actividad minera.

«Otro [main challenge] Se trata de permitir reglas y procesos burocráticos tardíos, pero que no enfrentan el peor escenario posible.

clasificaciones

Los retos de las empresas mineras en México se reflejan en la investigación industrial.

México ocupa el puesto 34 entre 84 jurisdicciones en todo el mundo por su atractivo para la inversión en la Encuesta Anual de Minería 2021 del Fraser Institute, publicada en abril.

El resultado fue una mejora significativa al puesto 42 del año pasado, clasificando a un pequeño grupo con 77 jurisdicciones.

Pero este salto refleja un peor sentimiento en otros lugares que las mejoras en México, con su puntaje en el Índice de gravedad de inversión cayendo a 66.46 desde 66.87 en el informe de 2020.

READ  Sin inmutarse por Omigran, los turistas buscan una España acogedora para el sol

El país ocupó el puesto 29 entre 83 jurisdicciones en la encuesta de 2018, publicada en unos meses bajo la gestión de AMLO, con un puntaje de atracción de inversiones de 73,91.

Y las empresas mineras de todo el mundo están adoptando un enfoque de inversión más cauteloso.

“Si bien las empresas de todo el mundo estaban interesadas en invertir en México y establecerlo ahora, no es tan obvio como solía ser, pero no se trata solo de AMLO, se trata de la economía global y la incertidumbre en general”, dijo Soto.

«Las empresas ahora son cuidadosas sobre dónde invierten y pueden esperar cierto nivel de incertidumbre global para invertir en nuevos mercados. La posición del gobierno sobre las concesiones no es efectiva», dijo.