Preocupación por la tasa de natalidad en Italia: ‘En los últimos años, la situación ha empeorado’

Cuando Daniela Ficino comenzó a enseñar en Sicilia hace unos 30 años, tenía unos 30 estudiantes en una clase. Hoy el número se ha reducido casi a la mitad debido a la caída de la tasa de natalidad.

Y ellos son ahora “18-20 como máximo, y hasta 15-16 en algunos casos”Ella le dijo a la AFP en la ciudad de Caltagirone, en el sureste de Sicilia. “Es muy dolorosoElla agrega.

Italia siempre ha tenido una de las tasas de natalidad más bajas de Europa, pero la situación solo ha empeorado con la epidemia.

Un país menos productivo

El año pasado, la población de Italia se redujo en unas 400.000 unidades, aproximadamente el equivalente a una ciudad como Florencia, a 59,3 millones, con un aumento del número de muertos, una disminución de los nacimientos y una desaceleración de la inmigración.

Menos niños hoy significa una disminución en el número de adultos que trabajan y pagan impuestos en unos pocos años, lo que hará que el país sea menos productivo y luchará por mantener el nivel de vida de su población anciana.

Esto ha sido una preocupación para las sociedades occidentales durante mucho tiempo, pero la amenaza es mayor para Italia, una de las economías menos dinámicas de la mayoría de los países industrializados.

Para poner a los jóvenes en condiciones de formar una familia, debemos cumplir tres de sus requisitos

Le Premier ministre Mario Draghi a promis davantage de crèches, des aides pour les femmes qui travaillent et des facilités d’accès aux prêts immobiliers pour les jeunes couples, dans le cadre du plan de relance de 221 milliards d’euros post-Covid financé par La Unión Europea.

READ  "La campaña presidencial de 2012 de Nicolas Sarkozy fue una mierda, todo empezó a ir cuesta abajo al final" | Científico

“Para que los jóvenes estén en condiciones de formar una familia, debemos cumplir con tres de sus requisitos: protección social adecuada, vivienda y trabajo estable”.El ex presidente del Banco Central Europeo dijo al Parlamento el mes pasado.

El sistema de protección social italiano se centra actualmente en las personas mayores, que concentran la mayor parte del presupuesto a través de las pensiones y el gasto en salud, dejando pocos recursos para las generaciones más jóvenes.

La crisis económica golpeada, la ciudad de Caltagirone, que está plantada en la cima de una colina y es famosa por su colorida cerámica y arquitectura barroca clasificada como patrimonio de la UNESCO, ilustra la actual crisis demográfica.

En los últimos años, la situación realmente ha empeorado

El número anual de nacimientos se redujo a la mitad entre 1999 y 2019, pasando de 532 a 265, según el Instituto de Estadísticas Nacionales Istat, lo que la convierte en una de las diez ciudades italianas donde la tasa de natalidad ha disminuido.

“Estos números no me sorprenden”.En reacción a France Press, el alcalde de Caltagirone, Gino Ebollo, quien atribuye esta caída en parte a factores externos, especialmente al cierre de un gran campamento de migrantes en Mineo en 2019, un municipio vecino cuyos habitantes dependen de la maternidad de su ciudad.

En una escuela de la ciudad, el ex director y alcalde Franco Pinataro explicó que su población estudiantil se ha derrumbado en aproximadamente un tercio en 15-20 años.

“En los últimos años, la situación realmente ha empeorado”. Señala, subrayando que los jóvenes están abandonando Kaltajiroun en masa debido a la “falta de oportunidades laborales”.

READ  Washington insta a Bakú a retirar sus fuerzas "inmediatamente"

Luca Germain, de 27 años, todavía vive en Caltageron, pero admite que es parte de una minoría: de sus 30 compañeros en la escuela secundaria, el 90% se fue y solo había un hijo.

“Esto está relacionado con un deterioro generalizado de la economía en los últimos veinte años, la dificultad para encontrar trabajo, la dificultad para obtener un puesto estable y las condiciones básicas para decidir formar una familia”., Resume.

1,24 hijos por mujer

Durante años, Italia ha experimentado una disminución en el número de nacimientos, por ejemplo, de 534.000 en 2012 a 404.000 en 2020, un año sin embargo marcado por la epidemia.

Para 2021, Istat espera una nueva disminución a 384-393,000 nacimientos, una disminución principalmente debido a la epidemia y esta vez extendiéndose a todo el mundo.

En diciembre y enero, nueve meses después de la llegada de Covid-19 a Italia, los nacimientos cayeron un 10 y un 14%, respectivamente, durante un año.

Como parte de su estrategia para detener el declive demográfico, el gobierno está trabajando en un proyecto de ley que apunta específicamente a brindar una asistencia más generosa a las familias con hijos y una licencia parental más prolongada. Sin embargo, pasarán varios años antes de que surta efecto.

Según estudios de opinión, las parejas italianas quieren una media de dos hijos, mientras que el número de hijos por mujer es de 1,24 en 2020.