La energía eólica se ralentiza en Francia: Barbara Bombelli se moja

La tercera fuente de electricidad, después de la energía nuclear y la hidroeléctrica, la energía eólica proporcionó el 7,9% de la producción de electricidad francesa en 2020 (en comparación con el 6,3% en 2019). Para acelerar su desarrollo, Barbara Bombelli propone nuevas medidas.

Se espera que la tasa anual de instalación sea de 2 gigavatios (GW), según Energía eólica francesa (FEE), la organización que representa al sector en Francia. En 2020, el crecimiento se ha estancado, con 477 aerogeneradores instalados y 1,3 gigavatios, o + 8%. A mediados de 2021, la capacidad instalada total era de aproximadamente 18 gigavatios, un anuncio de la FEE que culpa a los retrasos en los procedimientos de concesión de licencias o las restricciones regulatorias que limitan las capacidades de instalación.
Se espera que la capacidad eólica terrestre alcance los 34 GW en 2028, y la participación de la energía eólica en la producción de electricidad aumentará al 20%. El primer parque eólico marino, en Saint-Nazaire, debería estar operativo en 2022. En 2028, la energía eólica marina representará una cuarta parte del objetivo de energía eólica.

Por un desarrollo responsable

Barbara Bombelli lamenta la “ferocidad del debate” sobre la energía eólica, entre la “desinformación” y “las honestas preocupaciones de algunos vecinos”. Ante las repetidas críticas, especialmente expresadas por algunos funcionarios electos, el ministro de Transformación Ambiental, Bibtell[1]. El 5 de octubre presentóNuevas medidas para el desarrollo responsable de la energía eólicaDesarrollado en consulta con la FEE, su objetivo es claramente evitar las muchas apelaciones y objeciones que surgen durante cualquier proyecto nuevo, en tres cuartas partes de los casos, según el ministerio.

READ  Volando con Jeff Bezos, Oliver Damon se convertirá en el astronauta más joven de la historia

Entre las propuestas se encuentra la creación de un fondo para la protección del patrimonio natural y cultural, que se dotará con el 1% de los ingresos asociados a la venta de electricidad producida por parques eólicos. Esto podría representar entre 35 millones y 40 millones de euros anuales que podrían financiar proyectos en municipios que alberguen aerogeneradores. También está previsto reducir el efecto de luz y sonido de las turbinas eólicas.
Entre otras medidas anunciadas, algunas ya están previstas, como el compromiso de reciclar más del 90% de los materiales del desmantelamiento de aerogeneradores al final de su vida útil.

______________________________

[1] Mojarse = involucrarse asumiendo un riesgo.