Una mujer que sufre de depresión severa está siendo tratada con un electroencefalograma.

Una mujer de 36 años con depresión severa fue tratada con éxito en los Estados Unidos con un electroencefalograma. Este ensayo es el primero y solo se puede realizar en pacientes con un trastorno mental grave, según información de Sereno, transmitido por pizarra Este es martes.

“Cuando recibí la primera estimulación, sentí la sensación de euforia más intensa y mi depresión fue una pesadilla inalcanzable por un tiempo. Era la primera vez que me reía o sonreía espontáneamente en cinco años”, dijo Sarah, la paciente que se sometió a la trasplante de electro-cerebro.

‘Increíble avance’ en el estudio de las enfermedades mentales

Primero, con la ayuda de un implante cerebral, los científicos pudieron identificar el área de su cerebro donde aparecían los síntomas de la depresión. Luego decidieron instalar un implante permanente cuya función era detectar la actividad de la “firma de depresión” en la amígdala de la joven. Este proceso permite que el implante envíe alrededor de 300 descargas pequeñas e indoloras al cerebro de una mujer cada día para tratar su depresión.

Este ensayo es “un avance sorprendente en nuestro conocimiento de la función cerebral que subyace a las enfermedades mentales”, dice Catherine Skangos, investigadora y profesora asistente de psiquiatría clínica en la Universidad de California en San Francisco. Para esta joven de 30 años, ha pasado una nueva página en su vida después de cinco años de sufrimiento. Según ella, este tratamiento le dio “una vida digna de ser vivida”. En total, el procedimiento le costó unos 35.000 dólares.

READ  Secuelas de Covid-19: cómo el Sars-CoV-2 ataca los ojos